© Jorge M. Taverna Irigoyen

3 comentarios:

Amanda Pedrozo Cibils dijo...

Jorge

Bellìsimas tus "metáforas", son un círculo perfecto, cuentos que no tienen ni una palabra de menos, ni una de más. Y hasta ya lo he releído, como hago con todo lo que gusta mucho. Me resultan un tanto oníricos y de ahí la seducción de las palabras. Este comentario te lo envía Normi porque no logré mandarlo directamente, es que soy opa en estas cosas internèticas. Ah, no es fàcil que me quede fascinada, y lo estoy.

Pilar Romano dijo...

Pequeñas inmensas historias que envuelven al lector, lo interpelan, lo sorprenden y lo seducen. Bellísimo lenguaje y admirable creatividad.

Gran acierto de Alebrijes.

Ramiro Rossi dijo...

Querido Jorge: Me encuentro en internet con este precioso hallazgo y me apresuro para inscribirte mi afecto en este espacio de rayos catódicos. He leído algunos de tus breves cuentos y no pude evitar pensar en Spencer Holst (por lo breves y poéticos) ¿Lo has leído? (En Argentina sólo se editó su "Lenguaje de los gatos").
Exquisita y erudita, sin ser amanerada, como siempre, tu prosa. Te dejo mi abrazo, maestro, y mi gratitud por tu vasta labor de enseñante y de alentador, como siempre: Ramiro Rossi (Post data: Ya he colocado el enlace a tu sitio en mi blog).

Acerca del autor

Acerca del autor

Biobibliografía

Poeta, ensayista, crítico de arte, Jorge M. Taverna Irigoyen nació en Santa Fe. Ha publicado una decena de libros de poesía, crítica e historia del arte, mereciendo numerosos premios por su labor. Publicó sus narraciones breves bajo el título Historias verosímiles en la revista Letras de Buenos Aires y en el suplemento cultural de El Litoral de Santa Fe. Fue Director Provincial de Cultura, director y fundador del Centro Trandisciplinario de Investigaciones de Estética de Santa Fe y presidente de la Asociación Santafesina de Escritores. Es miembro de la Asociación Internacional de Críticos de Arte y Presidente de la Academia Nacional de Bellas Artes.